Aseguran que escuchar la voz de tu madre por teléfono es como sentir su abrazo

 

 

Uno de los primeros sonidos que escuchas en la vida es la voz de tu madre, y sin dudas el que más oirás en los primeros años de vida. Por eso queda grabado en nuestro cerebro de una manera muy especial.

Según un estudio realizado en la Universidad de Chicago, Estados Unidos, la sensación cuando escuchas la voz de tu madre por teléfono se asemeja a lo que causa un abrazo. Para llegar a esta conclusión, los investigadores observaron a un grupo de niñas y sus diferentes reacciones.

Las chicas tenían entre 7 y 12 años de edad, y les hacían escuchar a su madre en el teléfono después de vivir una situación estresante. Y descubrieron que al escuchar luego a sus madres, se sentían contenidas aún cuando estuvieran lejos de ellas.

Primero les tomaron pruebas de aritmética en público. Luego las separaron en tres grupos, a los que hicieron pasar por diferentes experiencias: uno recibió la llamada telefónica, otro recibió un abrazo, y el tercero vio una película emocionalmente neutra.

La graduación de los sentimientos se logra a partir de la liberación de oxitocina en el organismo, que era medida en todas las participantes luego de las pruebas. Los expertos concluyeron en que los dos primeros grupos mostraron un aumento de sus niveles de oxitocina similares, mientras que el tercer grupo no mostró cambios en la generación de esa hormona.

Para profundizar la teoría de que escuchar la voz de tu madre te genera sensaciones positivas, también experimentaron con otro tipo de mensajes, siempre de las madres a los hijos. Se descubrió que la mejor alerta para los casos de peligro es la voz de tu madre. Incluso mejor que cualquier alarma ruidosa.

Para corroborarlo incluyó en el sistema de alarmas contra incendios la voz de las madres de un grupo de niños. En el grupo que escuchó la alarma personalizada, el 96% se levantó, obedeciendo las instrucciones. El grupo que sintió la alarma tradicional, tuvo una reacción de sólo el 53%.

Esta investigación llevó a la conclusión de que hay un proceso neuronal que hace que prefieras la voz de tu madre por sobre cualquier otro sonido, porque se relaciona con aspectos positivos de la vida. En el caso de una niña, cuya madre había fallecido, sucedió lo contrario: un video que se volvió viral muestra cómo llora cada vez que escucha a su mamá.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *