El “Barco del aborto” llegó a las costas de México para interrumpir embarazos de hasta 9 semanas