Hurlingham: hace un año quiso matarla y ahora lo consiguió