La AFIP dará moratorias con tasas razonables y devolverá dinero por consumo de alimentos

 

La titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont, explicó hoy ante comisiones de la Cámara de Diputados la moratoria para las micro, pequeñas y medianas empresas y el reintegro a los “sectores más vulnerables” previstos en el proyecto oficial de ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva.

Sobre la moratoria indicó que “estamos en situación de asfixia financiera y es necesario hacer algo. Debemos generar condiciones para que la economía vuelva a funcionar y a responder al aumento en la demanda que vendrá por el lado de la mejora de ingresos”.

El proyecto prevé un plan de pagos para refinanciar la deuda impositiva, aduanera y de la seguridad social de un contribuyente (esté pagando deuda como parte de planes o adeude al fisco), y abonar una única cuota mensual.

La idea, explicaron voceros, es “organizar las deudas y darle plazo e interés razonables para que puedan pagarse junto con los impuestos mensuales, hasta tanto se recupere la situación económica”.

Marcó del Pont dijo que la diferencia con planes anteriores es que “estamos dando a las Pyme lo mismo que pedimos a nuestros acreedores externos: tiempo para recuperarnos y poder pagar luego”. y agregó que tendrán seis meses para la primera cuota.

Las empresas deben tener certificado PYME porque, aclaró, “sólo van a poder ingresar las que estén registradas en la Secretaría PYME. Hoy apenas la mitad está registrada”.

Hasta abril habrá tiempo para inscribirse en este registro, precisó.

Por otra parte, la AFIP prevé una devolución de hasta 700 pesos por los consumos de alimentos que realicen con tarjeta de débito los jubilados, pensionados y titulares de la Asignación Universal por Hijo.

Añadió que la AFIP “trabajará con el Ministerio de Desarrollo Social, la ANSES y otros organismos para garantizar que alcance a la mayor cantidad de pequeños comercios”.

“El proyecto habilita a que se otorgue una suma fija focalizada en aquellas personas que perciben ingresos más bajos y son las más afectados por la crisis. Queremos garantizar que esta medida beneficie a la demanda pero también a la oferta”, expresó.

Indicó que se está pensando en “una suma que ronda los 700 pesos para los titulares de cada tarjeta. Es producto de una estimación de cuánto pagan en IVA por el consumo de alimentos los sectores más postergados. Como en los hogares beneficiarios suelen existir dos prestaciones el monto de la devolución ascenderá a los 1.400 pesos por hogar”.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *