La justicia condenó a una mujer separada a pagar la mitad del viaje de egresados de sus dos hijos