La Niña Loly sorprendió a todos con un inesperado anuncio

Radicada en Miami, Mariana Antoniale convirtió su vida en una especie de serie de misterio. Los capítulos no se estrenan en Netflix ni en Amazon, sino en sus redes sociales. Sobre todo en Instagram, donde va entregando pequeños datos acerca de su actualidad.

Habla poco (y nada) de amores. Los otros días, por ejemplo, escribió de su alegría por haber encontrado “la persona para ser feliz y pasarla bien” pero cuando una usuaria la felicitó porque “era hora de que tengas pareja”, ella se apuró en aclararle que “me encontré conmigo misma, corazón“.

Así se fue transformando en una especie de “reina de la intriga“, y mal no le va: ese “jugar a las escondidas” interminable es respetado ciegamente por sus 705.000 seguidores, que siempre la saludan y le mandan buena vibra a la distancia. Y le preguntan cosas que ella responde y aprovecha para dejar “indicios” de lo que piensa.

Tras su última publicación, una seguidora le elogió el vestuario y quiso saber si tenía algún lugar habilitado para la compra de los productos. Entonces, Mariana le respondió “Es mi ropa, me alegra que te haya gustado. Quién te dice que alguna vez pueda tener una tienda, y por supuesto que estarías invitada a la inauguración“.

A decir verdad, Mariana ya tuvo “algo que ver” con un emprendimiento vinculado a la indumentaria. Fue cuando era la novia de Jorge Rial, y el conductor de Intrusos se embaló con todo en el lanzamiento de “Agustino“, locales de ropa para hombres que formó en sociedad con un diseñador que le había acercado a ella.

En un momento, el negocio funcionó y hasta contrataron a Sebastián “La Brujita” Verón, actual presidente de Estudiantes, como modelo publicitario, pero a la iniciativa le pasó lo mismo que al romance: después de que Rial y Mariana se separaron en medio de un escándalo, languideció sin más remedio.

Aquella historia de amor marcó a fuego a la cordobesa, quien no volvió a presentar una pareja formal desde entonces. Se la vinculó fuertemente con un empresario del oeste del conurbano dedicado al entretenimiento y a las fiestas, pero no pasó nada. Rial, en cambio, estuvo de novio con Agustina Kampfer, y después de caso con Romina Pereiro, su actual esposa.

Comentarios

Comentarios

comentarios