La UIA expresa su preocupación por la capacidad ociosa de empresas y caída de la actividad