Le pegó martillazos y quemó a su ex pareja, pero quedó en libertad