“Lo peor no pasó: el deterioro se profundiza”