Mendoza: golpeó a su mujer y se tragó una hoja de afeitar