Premiaron al bahiense Nicolás García Mayor

El diseñador industrial bahiense Nicolás García Mayor, quien inventó un refugio para desplazados y fue elegido recientemente como uno de los 10 Jóvenes Sobresalientes 2013 por la Cámara Junior Internacional, fue distinguido en Leipzig.

Nicolás García Mayor, un diseñador industrial y empresario bahiense egresado de la Universidad Nacional de la Plata que, con mucho sacrificio, se recibió en 2001 después de dos años viviendo en una clínica abandonada, porque no tenía para el alquiler, y se especializó en diseño con fines humanitarios.

Sin embargo, hoy sigue cosechando los frutos tanto su esfuerzo y constancia: 14 años después de haber creado este dispositivo de ayuda humanitaria como proyecto de tesis, el mundo conoció y compró su idea.

Creó un dispositivo llamado CMax System, un sistema de refugios de emergencia que supera a las carpas y trailers fijos y provee una solución habitacional temporal para personas que quedaron sin hogar tras catástrofes naturales o guerras.

García Mayor explicó a Télam que su invento permite “desarrollar una urbanización en sus distintos sentidos: en el aspecto habitacional, pero también generando hospitales y hasta escuelas”, porque los módulos son combinables para formar espacios mayores.

Según las últimas cifras de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados, el año pasado 5,2 millones de personas se vieron desplazadas forzosamente de sus hogares.

“Después de un terremoto, por ejemplo, todos los sobrevivientes necesitan reconstituir lo más rápido posible su comunidad, de la manera más digna posible y cuidando la salud. Darle respuesta inmediata a eso, eso sería CMax”, agregó.

Confeccionado en propileno, aluminio y tela de poliéster, el CMax consta de una estructura central rígida, dos alas de material flexible -que al desplegarse cuadruplican su tamaño-, y dos patas telescópicas que separan el piso de la superficie, reduciendo el pasaje de frío y humedad.

Mientras permanecen plegados, estos refugios son apilables, livianos, pequeños y fáciles de almacenar. Y una vez en el destino, dos personas lo pueden armar en 11 minutos, sin necesidad de utilizar herramientas.

Además, cada módulo está equipado con un kit de supervivencia y tiene capacidad para albergar a 10 personas, de modo que las familias puedan permanecer juntas.

Según las últimas cifras de la Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados, el año pasado 5,2 millones de personas se vieron desplazadas forzosamente de sus hogares. “Después de un terremoto, por ejemplo, todos los sobrevivientes necesitan reconstituir lo más rápido que puedan su comunidad, de la manera más digna posible y cuidando la salud. Darle respuesta inmediata a eso, eso sería CMax”, agregó.

La Junior Chamber International (JCI, por sus siglas en inglés), organización internacional sin fines de lucro con participación activa en la Organización de las Naciones Unidas (ONU), eligió recientemente al diseñador bahiense como uno de los 10 Jóvenes Sobresalientes del mundo en 2013, un importante premio que no recibía un argentino desde hace 27 años.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *