Preocupación sobre los anuncios de seguridad “en detrimento de los DDHH”