Santiago del Estero: se fueron de viaje, dejaron a su hijo solo y murió calcinado