Un intento de fuga masiva de presos para “no morir” de coronavirus terminó con dos policías graves en Comodoro

Dos policías se encuentran graves después de sofocar una rebelión de presos en la Alcaidía de Comodoro Rivadavia, Chubut. Uno de ellos está en terapia intensiva, con graves problemas respiratorios teniendo en cuenta la inhalación de humo ya que fue uno de los primeros en ingresar al pabellón 3 donde los reclusos quemaron colchones con la intención de provocar una “fuga masiva” para “no morirse de coronavirus”.

Los dos agentes estuvieron en “la primera línea de fuego”, según informó a Clarín el jefe de la fuerza, comisario Miguel Gómez. Después llegaron los bomberos y los ayudaron a combatir las llamas y también a que varios presos se fugarán para lo que contaban con ayuda externa.

Es la segunda “rebelión” que ocurre en dos semanas en el mismo lugar. La anterior fue en al pabellón de mujeres, aunque fue controlada rápidamente.

A través de tres voceros, los presos pedían que “vuelvan las visitas y las salidas transitorias”, que fueron suspendidas desde la cuarentena obligatoria para evitar que el virus ingresara a las unidades carcelarias.

También que recibían “malos tratos psicológicos” y que “los guardiacarceles no tenían barbijos ni otro tipo de protección contra el virus”.

Madres y esposas de los detenidos se hicieron presentes frente a la Alcaidía y denunciaron que “ahí adentro los tratan como animales. Además hace un tiempo largo que no los podemos ver. Que nos hagan los análisis antes de ingresar para que vean que no estamos contagiadas”, expresaban a la prensa.

Por su parte, la jueza de Ejecución, Mónica García dijo a los medios que “se está trabajando todos los días con los habeas corpus presentados por los distintos detenidos en diferentes pabellones de la Alcaidía y también de otras comisarías”. Y agregó que desde el Pabellón 3 ya se había resuelto por videoconferencia un habeas corpus presentado por los detenidos. (El Patagónico)

Comentarios

Comentarios

comentarios

Message Us on WhatsApp