Cómo protegerte de los delincuentes que usan los datos de Facebook para robarte

 
Antes, los piratas informáticos instalaban un virus en nuestra computadora para intentar destruir nuestros archivos o hacer el aparato completamente inservible. Con el auge de las compras a través de internet su leitmotiv se ha vuelto mucho más útil: obtener dinero.

Se calcula que los ciberataques informáticos roban un 20% del dinero generado en internet, unos US$400 mil millones al año, según el Centro para Estudios de Estrategias Internacionales de Estados Unidos (Center for Strategic and International Studies, en inglés).

Las cifras, eso sí, son estimados ya que no todo el mundo reporta cuando se ha producido un robo en internet y hay muchos países que ni siquiera guardan los datos.

Desde el malware al phising pasando por el ransomware hasta los sorteos, las acertijos y las loterías falsas. Todos tienen el objetivo de conseguir plata de forma fraudulenta.

Las redes sociales , de la misma manera que sirven para expandir el alcance de las noticias, también son una herramienta útil para extender los virus, los ciberataques u obtener información.

Ahora, a través de los anuncios que se ponen en Facebook para promocionar una página, un negocio o un evento se ha descubierto otro tipo de fenómeno.

Cuando el usuario paga para promocionar su empresa, por ejemplo, los detalles de tu tarjeta se quedan almacenados en la red social o le damos permiso para acceder a otras cuentas de pago como PayPal.

Accediendo a nuestras cuentas, los piratas informáticos tienen acceso a esos datos.

Así lo explica el experto en seguridad y privacidad en internet Graham Cluley a la BBC: “Los hackers, entran en la cuenta de Facebook, no para robar grandes cantidades de dinero sino para pagar por promocionar websites de apuestas. Dirigiendo y aumentando el tráfico a estas páginas, reciben dinero a modo de comisión”.

Facebook reconoció a la BBC que en este caso, terceros obtuvieron acceso a la información de inicio de sesión del oyente y se realizaron cargos fraudulentos.

Protégete

.Graham Cluley hizo algunas recomendaciones para evitar que esto nos pase:

.Asegúrate de que la información sobre tus tarjetas no se quede grabada en tu computadora o en tu celular.

.Elimina cualquier cuenta que tengas asociada a tu perfil de Facebook, por ejemplo, una PayPal o método de pago similar.

.Comprueba tus movimientos bancarios con frecuencia. Como muchos gatos pequeños, pueden pasar desapercibidos.

.Si tienes sospechas, pide información a Facebook. Ellos podrán facilitarte detalles sobre los anuncios y páginas que promocionaste o estás promocionando y de cuánto han sido los cargos.

.Si ya terminaste tu campaña de promoción, puedes avisar a tu banco para que no acepte más cargos que vengan de la red social.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Message Us on WhatsApp