Investigadores creen que la muerte de la embarazada en Gualeguaychú fue un accidente doméstico

Los investigadores de la muerte de una embarazada cuyo cadáver fue hallado dentro de una pileta de lona en su casa de la ciudad entrerriana de Gualeguaychú creen que se trató de un accidente doméstico derivado del cuadro de epilepsia que presentaba la mujer y por ello liberaron al marido de la fallecida, informaron hoy fuentes judiciales.

A su vez, los médicos forenses que practicaron la autopsia al cuerpo de Jéssica Pérez (26), quien cursaba un embarazo de ocho meses, no pudieron determinar la causa de la muerte, aunque sí descartaron heridas por arma blanca, de fuego y estrangulamiento.

Una fuente judicial informó a Télam que los peritos sólo detectaron lesiones en la zona de la espalda, pero que estas podrían ser producto de la caída a la pileta, y que ordenaron una serie de estudios complementarios para despejar las dudas.

La fiscal de Gualeguaychú a cargo de la causa, Natalia Bartolo, ya recibió la historia clínica de la mujer que confirmó que sufría epilepsia desde niña y que a raíz de este cuadro ya había sufrido varias caídas previas, las cuales que derivaron en dos traumatismos y una fractura.

“La principal hipótesis es la de un accidente doméstico”, explicó a Télam la fuente consultada, que añadió que peritos de la Policía Federal Argentina van a realizar diligencias en el lugar del hecho para determinar si la mujer se cayó sola, y en ese caso, cómo lo hizo.

Además, la fiscal también obtuvo el análisis de las imágenes de seguridad y de llamados, al que se sumaron varios testimonios, que despejaron, por el momento, las sospechas que inicialmente hubo sobre el marido de la fallecida, quien fue la persona que encontró el cuerpo y realizó la primera denuncia.

En base a todos estos elementos, la fiscal dispuso la liberación del esposo mientras aguarda los resultados de otros peritajes para avanzar en la pesquisa.

El hecho ocurrió anteayer por la mañana, en una vivienda ubicada en Los Paraísos al 1800, del barrio La Terminal, de Gualeguaychú, en la costa este de la provincia de Entre Ríos, donde Jéssica residía junto a su esposo y tenía dos hijos de 2 y 7 años.

Según los investigadores, el hallazgo del cadáver fue denunciado por el marido de la mujer, quien dijo que había salido a trabajar y regresó a la casa por el llamado de un familiar que indicaba que uno de los hijos había avisado que se encontraban solos.

Al llegar a la vivienda, el hombre aseguró que encontró a Jessica flotando en la pileta de lona con media metro de agua, por lo que de inmediato llamó al servicio de emergencias.

Poco después de las 13, los médicos certificaron el deceso de la mujer, y rápidamente fue trasladada al hospital Centenario de Gualeguaychú para tratar de salvar al bebé que se encontraba en gestación, aunque la cesárea de urgencia no fue exitosa.

Las fuentes señalaron que la fiscal dispuso el arresto preventivo del esposo porque inicialmente el caso era dudoso, aunque con el devenir de la investigación la versión del hombre se fue corroborando.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Message Us on WhatsApp