Mesa judicial bonaerense: terminan indagatorias a dirigentes políticos y llega turno de los espías

El juez federal de La Plata Ernesto Kreplak terminará la semana próxima de tomar declaración indagatoria a dirigentes políticos imputados en la causa por el supuesto armado de una mesa judicial antisindical en la provincia de Buenos Aires durante el gobierno de María Eugenia Vidal y comenzará a escuchar los exmiembros de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) también acusados en el expediente.

Para el lunes está citado el senador provincial Juan Pablo Allan (Juntos), pero todo indica que indagatoria deberá ser postergada hasta que el Senado de la provincia de Buenos Aires debata su desafuero o encuentre un camino alternativo para que el legislador pueda cumplir con ese acto procesal.

El miércoles será el turno del intendente de La Plata Julio Garro y el viernes, en el juzgado federal 1 de esa ciudad, esperan al exdirectivo de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Darío Biorci, quienes participaron de la reunión llevada a cabo el 15 de junio de 2017 en la sede porteña del Banco Provincia en la que se habló sobre cómo acorralar judicialmente a dirigentes del gremio platense de la construcción.

El juez Kreplak ya le tomó indagatoria a todos los empresarios y funcionarios del Gobierno de Vidal que participaron de aquel encuentro: solo uno de los hombres de negocios decidió responder preguntas mientras que todos los demás se negaron a declarar y efectuaron descargos por escrito.

La estrategia de los empresarios fue similar en todos los casos: confirmaron su asistencia al encuentro, dijeron haber sido convocados de modo “institucional”, señalaron que asistieron en busca de soluciones que el Estado pudiera ofrecerles para sus conflictos con la Unión Obrera de la Construcción (Uocra) de La Plata y negaron conocer a los espías que participaron de la reunión.

Los últimos dos imputados que prestaron indagatoria en la causa fueron el exsubsecretario de Justicia de la Provincia de Buenos Aires, Adrián Grassi, y el exministro de Trabajo del mismo distrito Marcelo Villegas quienes rechazaron haber participado de maniobras delictivas pero que reconocieron haber tomado contacto directo con agentes de la AFI, algo cuestionado en el expediente.

“Mis ingresos a la AFI fueron por cuestiones estrictamente laborales, se encontraban dentro de mis funciones intermediar entre los distintos actores de los procedimientos judiciales y debía interceder por las víctimas del accionar del sr. Medina”, sostuvo Grassi que presentó el jueves ante el juez Kreplak.

Villegas, por su parte, no solo dio detalles sobre sus contactos con agentes de la AFI con los que dijo no tener ningún vínculo, sino que también dio detalles sobre una reunión a la que fue convocado en 2017, en la Casa Rosada, para hablar del entonces referente de la Uocra La Plata, Juan Pablo “Pata” Medina.

“Cuando ingresé me di cuenta de la existencia de una reunión en curso, a la cual me sumaron para tratar el último tema: Pata Medina y Uocra La Plata, motivo por el cual se me había convocado. Destaco que era el último tema para tratar de la reunión en curso, ya que luego de tratar ese tema nos retiramos todos”, relató Villegas en el escrito que presentó ante la justicia.

“Los participantes estaban sentados en sillones alrededor de una mesa ratona frente al hogar en el despacho del presidente, y los asistentes eran el propio presidente de la Nación, ingeniero Mauricio Macri, la ministra Patricia Bullrich (Seguridad), el ministro Germán Garavano (Justicia), el ministro Jorge Triaca (Trabajo), el ministro Guillermo Dietrich (Transporte) y el señor Gustavo Arribas (AFI)”, detalló Villegas.

“Resulta que después de la reunión en Casa de Gobierno con el presidente Macri y algunos miembros de su gabinete, no recuerdo la manera en que aparece en escena el abogado (Juan Sebastián) Destéfano. Siempre creí que era abogado de Presidencia de la Nación, dado que así se presentó o me lo presentaron. Mucho tiempo después y por noticias que se difundieron en medios de comunicación masiva me enteré de que era el jefe de Asuntos Legales de la Agencia Federal de Inteligencia”, relató Villegas.

“Más allá del casi nulo contacto con Destéfano, y haber concurrido en sólo una oportunidad a la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), deseo dejar puntual constancia de algunas cuestiones, las cuales entiendo de suma importancia para aclarar que no tuve absolutamente nada que ver con el supuesto armado ilegal de ninguna causa judicial”, continuó en la página 10 de su descargo, en la que afirmó que “no tenía ni tuve jamás contacto con ese organismo ni sus miembros. Ni antes, ni durante ni después de los hechos que V.S. investiga”.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Message Us on WhatsApp