River fue mucho mas que GELP y lo venció 1 a 0

El equipo de Ramón Díaz superó al Lobo con un tanto de Ponzio, en el Monumental; la diferencia pudo haber sido mucho mayor; “Se viene una nueva etapa en River”, dijo Cavenaghi.

El brillo quedará para otro momento. River arrancó con un triunfo justo sobre Gimnasia por 1-0 pero dejó pasar muchas oportunidades para transformarlo en una gran victoria sin sufrir en el final como terminó haciéndolo.

River mostró las señales positivas que dejó en el verano. Lanzini bien en la creación y con dinámica, Teo inteligente y conceptual, Cavenaghi expectante y asociado al juego, un medio que corta (Kranevitter) y es capaz de meterla (Ponzio) y sin grandes fisuras en defensa. Con una pequeña dosis de cada uno, fue llevando con justicia este debut con triunfo.

Es cierto, que enfrente tuvo a una débil versión de Gimnasia. Un Lobo que asustó en los primeros cinco (dos llegadas peligrosas) pero que después atacó más por las facilidades que le planteó River regalándole la iniciativa que por méritos propios.

Y entre la tibieza del Lobo para reaccionar y la falta de definición de River el partido vio pasar los minutos con la incertidumbre sólo en el resultado. Porque el dominio fue claro por más que a Lanzini le costaba cerrar cada jugada y que el Torito todavía da ventajas físicas (¿a Teo lo sacó por la pifia del entrenamiento en la semana?). La onda de verano le sigue dibujando una sonrisa.

 

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *