Elisa Carrió realizó declaraciones este fin de semana durante un encuentro que mantuvo en la Sociedad Rural de Santa Fe en el denominado “Espacio Carrió”. En ese ámbito, fue consultada por la prensa por el enojo que generaron críticas suyas al ex gobernador Hermes Binner, de quien dijo que se abrazaba con el ex ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, para pedir obras en la provincia. “El enojo es merecido, y eso no sólo es cierto, sino que pueden ver los días en los que él hablaba mal de mí en la campaña de 2007, yo era candidata a presidente y (Rubén) Giustiniani a vice, y Binner declaró en radio Mitre, que apoyaba a Giustiniani pero que no podía cortar boleta”, le dijo Carrió a Diario Uno. “Aunque algunos de los nuestros hayan obtenido cargos con ellos, como Pablo Javkin. Yo me harté de los socialistas, porque me traicionaron siempre”. La legisladora de Cambiemos también acusó a Binner de haber hecho “un pacto” con Cristina Fernández de Kirchner: “Me lo contó la (ex) senadora (Roxana) Latorre: El pacto con Cristina era que él hablara mal de mí y que no fuera a los actos”. Luego, dijo que Binner “siempre jugó con el kirchnerismo por abajo, igual que (Antonio) Bonfatti”. “Aunque algunos de los nuestros hayan obtenido cargos con ellos, como Pablo Javkin. Yo me harté de los socialistas, porque me traicionaron siempre”, concluyó. Ante esas declaraciones, el jefe de bloque del socialismo en la Cámara de Diputados de Santa Fe, Rubén Galassi, emitió un comunicado a través del cual acusó a Carrió de llegar a Santa Fe “a destruir” y de comportarse “como el Stiusso de la política”. “Cada vez que Carrió viene a Santa Fe es para apoyar a la derecha, como lo hizo el año pasado cuando vino a hablar elogiosamente de Carlos Alberto Reutemann, y ahora vino a defender el proyecto que está generando un gran ajuste con perjuicios sociales muy graves, que es el proyecto de (Mauricio) Macri”, dijo Galassi. Para Galassi, “cuando Carrió ataca no lo hace a un hombre, a una mujer, a un dirigente o a un militante del socialismo, si no que ataca al Partido Socialista porque es la única fuerza que con coherencia le está poniendo límites a este proyecto de derecha en la provincia de Santa Fe”.

LOS PROPIOS TRABAJADORES DENUNCIARON QUE ESTA MADRUGADA UN GRUPO DE PERSONAS, CON ACTITUD VIOLENTA E INTIMIDATORIA, INGRESÓ AL EDIFICIO DONDE GOLPEÓ ALM PERSONAL QUE ALLÍ ESTABA Y CAUSÓ DESTROZOS.

La denuncia fue radicada en la seccional 31 de la Policía Federal Argentina bajo la carátula de “averiguación de violación de domicilio”.

Según la denuncia, firmada por el periodista Javier Borelli, los hechos ocurrieron esta madrugada a partir de las 0.40.

Según explicaron los trabajadores del diario, un grupo de 20 personas ingresó a la redacción, y luego de sacar por la fuerza y con intimidaciones a quienes estaban en el lugar, procedieron a destrozar diversas pertenencias de los trabajadores.

También este grupo agredió a los trabajadores con matafuegos y rompieron registros de la cooperativa que administra el periódico.

Se espera que a las 9 de la mañana los trabajadores del diario brinden una conferencia de prensa para brindar más detalles de lo ocurrido.

El diario Tiempo Argentino es administrado por sus trabajadores a través de una cooperativa luego de que los empresarios Sergio Szpolsky y Matías Garfunkel dejaran de abonar los salarios a partir de diciembre pasado. (Agencia Télam)

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *