El consumo de datos en smartphones pasará de 7,2 a 24 gigabytes en cinco años