miércoles, mayo 22, 2024
InternacionalesSociedad

EE.UU. pide normalizar la relación con los acreedores

Un día después del baldazo que fue el fallo de la Corte , el gobierno de Cristina Kirchnerrecibió de la administración de Barack Obama una nueva sugerencia para que “normalice su relación” con los acreedores, en la misma línea de lo que “ya ha hecho” con el Club de París o con Repsol, con quienes acordó muy lejos de la afirmación inicial de “no pagarles un peso”.

“Es de interés para la Argentina llegar a una normalización de relaciones con sus acreedores”, sostuvo el Departamento de Estado a LA NACION. En forma paralela, el Fondo Monetario Internacional se limitó a expresar su “preocupación” por los eventuales “efectos sistémicos” del fallo y afirmó que al efecto “sigue la situación con atención”.

Lejos del “apoyo” que voceros del gobierno argentino dijeron esperar de EE.UU., la sugerencia del Departamento de Estado de “llegar a un acuerdo con los acreedores” se abstuvo de todo comentario sobre el sentido del fallo. Quienes siguen el expediente en Washington advierten que el Gobierno está en una carrera contra reloj para dar pasos “convincentes y concretos” de voluntad de pago. Si se demora o no juega sus fichas adecuadamente, corre el riesgo de que se levante la cautelar (stay) que impide la ejecución de los fallos.

“Si el Gobierno de presenta ante Griesa, lo que debe saber es que el juez se asegurará de que su fallo sea respetado. Lo único que puede hacer la Argentina para impedir que se levante el embargo es dar garantías”, dijo un abogado que sigue el expediente. “El gobierno argentino colmó la paciencia de Griesa”, recordó. “No le conviene seguir tirando de esa cuerda porque puede ser perjudicial”. Esa instancia será un trago amargo para la misma administración que calificó al magistrado como “embargador serial”.

La advertencia es que el Gobierno no tiene mucho tiempo para dar señales. Los fondos demandantes ya pidieron el levantamiento de la cautelar ante la Corte de Nueva York y “jurídicamente no hay argumentos ni razones” para demorar esa instancia. Salvo que la Argentina las presente de un modo concreto y efectivo. “Estamos hablando de muy pocos días”, escuchó LA NACION.

Sin meterse en esas conjeturas, y al pedírsele una reacción al gobierno de Obama, la respuesta fue a favor de solucionar el conflicto. “Saludamos los recientes y significativos pasos que dio la Argentina para normalizar su relación con la comunidad internacional. Eso incluye los pagos a las empresas norteamericanas que ganaron laudos en el Ciadi; la compensación a Repsol; los pasos para mejorar la información al FMI, y el pago de deuda acordado con Estados Unidos y otros miembros del Club de París”, subrayó el Departamento de Estado.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *