Misterio en Santa Fe: la respuesta científica al caso de las vacas mutiladas

 

El sospechoso de haber “mutilado” las vacas en los campos cercanos a Colonia Durán, en el noreste de Santa Fe, es el ratón hocicudo rojizo, en “yunta” con algunos zorros y aves de carroña.

Es lo que vienen comprobando los estudios que se hicieron cada vez que aparecieron vacas, novillos y terneros con la boca, los ojos, la vulva, el ano y las orejas “comidas”. Son las partes blandas por las que suelen comenzar la fauna que se alimenta de animales muertos: los “limpiadores” de la naturaleza.

“En esta época del año, lo que suele suceder es que los animales mueren porque falta pasto, por las enfermedades y las consecuencias del frío, y la fauna va degradando los restos, es parte del ciclo natural y no tiene nada de misterioso”, le contó a Clarín Rural Juan Dalla Fontana, coordinador de Sanidad Animal del Senasa para la Región Centro.

Este caso todavía no se estudió en forma puntual pero hay un antecedente interesante. Hace 16 años, en el invierno de 2002, los casos de vacas “mutiladas” en Buenos Aires, Córdoba y Santa Fe también habían encendido el mito del “chupacabras” y los “enanos verdes”. (Diario Clarín)

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Message Us on WhatsApp