Vuelve el fútbol

Hoy comienza el último campeonato corto, con 20 equipos. Sigue el promedio, pero no habrá descensos hasta fines de 2015 o mediados de 2016. A partir del año que viene se agregarán 10 clubes más.

Esta tarde comenzará el torneo más raro del fútbol argentino en sus últimos 35 años. El Campeonato de Primera División –así se llama esta vez– debería haber arrancado el viernes pasado, pero pasó lo que parecía que nunca iba ocurrir: Julio Humberto Grondona, presidente de la AFA desde 1979, falleció a sus 82 años y dejó vacante un cargo que de todos modos seguirá siendo suyo aun post mortem. Aun si el corazón de Grondona hubiera aguantado, habría sido un torneo inédito. Pero sin la presencia del Jefe todo se vuelve más extraño. Por el duelo, se decidió postergar una semana el arranque, que se dará a partir de las 18.

Será un híbrido, seis meses de transición entre el tradicional formato de torneos cortos (Apertura/Clausura o Inicial/Final) y el nuevo torneo de 30 equipos que se implementará a partir del año próximo. Si todo fuera como hasta la temporada pasada, hoy, en Mendoza, Godoy Cruz y Banfield jugarían la primera de 38 finales para evitar bajar al Nacional B. Pero en este torneo no habrá descensos: los 20 equipos que ahora están en Primera recibirán a los diez ascendidos de la B Nacional para disputar el año que viene el torneo de 30 equipos, tal como lo diseñó Julio Grondona antes del Mundial. En la última reunión de Comité Ejecutivo el martes pasado empezaron las reformulaciones para 2015: la idea sería armar dos zonas de 15 equipos y ajustar el calendario a la temporada europea para facilitar la venta de jugadores. Pero para eso aun falta.

Si como muestra hiciera falta un botón, esta primera fecha ya alcanza para dar la pauta de cómo será el resto del campeonato: arranca hoy con dos partidos y termina el miércoles próximo ya que Lanús recién regresa este mediodía de Japón, donde cayó en la Souruga Bank. Y la primera jornada empieza con un asterisco: como San Lorenzo está en la final de la Copa Libertadores, pidió postergar su juego ante Olimpo. Además, a un día de que se juegue Defensa y Justicia-Racing, nadie puede confirmar quién lo televisará. Se había anunciado que Telefé se sumaría al Fútbol Para Todos para televisar los partidos del sábado a la noche, pero fue desmentido desde el canal. Se estima que la transmisión de ese horario seguirá corriendo por cuenta de Canal 9.

Sin la soga al cuello de los promedios –que seguirán existiendo, pero no entrarán en juego hasta que se acerque el final del torneo de 30 equipos– , se espera que el fútbol argentino recupere algo de protagonismo, tras al aburrido nivel que mostró en las últimas temporadas. Al menos, no habrá técnicos que se escuden en el fantasma del descenso para justificar los aburridos empates. Aunque de todos modos será difícil acostumbrar las retinas luego del subcampeonato conquistado por la selección argentina en el Mundial de Brasil 2014, además de los emocionantes partidos que se vieron durante la Copa del Mundo.

Después de disfrutar durante un mes cómo puede hacerse notar el público argentino en condición de visitante, habrá que volver a adiestrar los oídos y las pupilas para ver tribunas vacías y partidos sin clima. Aun se mantiene la decisión de prohibir la asistencia de espectadores visitantes a los estadios. Eso sí: tal como lo anunció Ernesto Cherquis Bialo en la primera reunión de Comité Ejecutivo hubo acuerdo en aumentar las generales a un precio de 90 pesos.

Este Campeonato de Primera División no tendrá descensos pero sí entregará los pasaportes para los torneos continentales del año que viene. El equipo campeón jugará la Libertadores 2015 y se sumará a River, el próximo campeón de la Copa Argentina, el mejor argentino en esta edición de la Copa Sudamericana y al que gane el desempate entre Vélez y Boca, que igualaron en puntos en la tabla de la temporada 2013/14. Ese partido entre el Xeneize y el Fortín, al cabo, es otro de los asteriscos que tiene el fútbol argentino. Antes de que se juegue el Mundial, en Liniers se festejó tener mejor diferencia de gol que Boca, porque eso le aseguraba la participación en la Copa. Post Mundial, se aseguró que ante la igualdad en puntos se deberá jugar un desempate a fin de este año para resolver cuál de los dos clubes ocupará esa plaza que le corresponde a Argentina en la Libertadores.

Además, los cinco equipos que mayor cantidad de puntos hayan sumado en estas 19 fechas, ocuparán las plazas cinco de las seis plazas que tiene la Argentina para la Copa Sudamericana, excluidos los equipos que haya conseguido la clasificación de la Copa Libertadores 2015. El campeón de este torneo, además, disputará el 14 de diciembre la Supercopa Argentina ante River.

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Message Us on WhatsApp