Vidal apura la reforma para reforzar el control a los jueces

El gobierno de María Eugenia Vidal giró anoche a la Legislatura bonaerense las dos primeras partes de la reforma judicial anunciada en la apertura de sesiones legislativas. La primera iniciativa da el primer paso para crear un mapa interactivo judicial, de libre acceso, que deje en evidencia, por ejemplo, en qué juzgados se acumulan causas sin resolución. El segundo proyecto modifica el proceso de enjuiciamiento de magistrados vigente, para acortar los plazos en que son investigados los jueces provinciales.

La reforma judicial global que Vidal pretende discutir este año en la Legislatura contempla también cambios en el modo de selección de jueces y la creación de una escuela judicial obligatoria tanto para acceder al Poder Judicial como para ascender en su estructura, además de modificaciones en los códigos Civil y Comercial y Contravencional, entre otras aristas.

El primer proyecto ingresado ayer en el Senado provincial impulsa la creación de una comisión, de nueve miembros, que deberá trabajar sobre el mapa judicial y proponer modificaciones sobre el ordenamiento funcional y territorial de los 19 departamentos judiciales bonaerenses.

La comisión, de carácter permanente, tendrá nueve integrantes: un representante por la Suprema Corte de Justicia, la Procuración General, el Ministerio de Justicia, de Economía, del Colegio de Abogados de la provincia, de la Asociación de Magistrados, del Concejo de la Magistratura y uno de cada cámara del Poder Legislativo.

La intención del gobierno de Vidal, planteada por su ministro de Justicia, Gustavo Ferrari , es que cualquier ciudadano pueda, además, acceder a un mapa judicial interactivo que permita ver en qué juzgado se congestionan las causas o dónde hay cargos vacantes, por ejemplo.

Enjuiciamiento de magistrados

El segundo texto ingresado anoche a la Legislatura plantea modificaciones a la Ley 13.661, que establece el Enjuiciamiento de Magistrados y Funcionarios de la provincia. En general, las modificaciones buscan agilizar los tiempos de los procesos y evitar, como sucede en la actualidad, que en el transcurso de las investigaciones deban cambiar los miembros del jurado porque, por ejemplo, vencen sus mandatos como legisladores o porque se modifica la presidencia de la Corte Suprema de Justicia.

En ese sentido, la reforma plantea que el presidente de la Corte Suprema provincial que presida el jurado de enjuiciamiento cuando se inicia una investigación sobre un magistrado deberá mantenerse al frente del proceso aún cuando deje de presidir el máximo tribunal bonaerense. Lo mismo sucederá con los jurados legisladores (mientras sean reelectos en el cargo).

La reforma también permite extender el apartamiento preventivo de los jueces mientras dure el jury, por la “necesidad de contar con funcionarios públicos intachables en el mientras tanto”, según explica el proyecto.

Fuente: La Nación

Comentarios

Comentarios

comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *